Día a día de una ciudad que un lunes apareció llena de pájaros

No hemos escuchado aún ninguna declaración de Pepe el Largo o de Nieves Calvillo, que la semana pasada decía que los trabajadores municipales tenían la costumbre de comer o algo parecido.

Ya saben que el día uno de julio, lo más posible es que no cobren ni su sueldo ni su paga. El cuándo,  sólo la bruja Lola lo sabe.

¿Actuarán en la puerta del Ayuntamiento la CGT y sus acólitos? ¿golpeará alguien algún coche oficial en protesta por no cobrar sus sueldos?

Ya lo veremos. Veremos si los trabajadores municipales que votaron a CGT siguen teniendo en ellos a unos representantes sindicales que defienden sus derechos, o bien, veremos si el beso de la feria tiene sus efectos en la rendición y pleitesía del sindicato pachequista anarquista al Partido Popular.

Anuncios

Comentarios en: "Los efectos del beso sindical #jerez" (1)

  1. […] Parece que Trillo no le va a dar mucha tregua a Pelayo. De todas formas, él no se besó. […]

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: